Turismo entre dos tierras

El vitoriano Domingo de Munárriz y el Convento de Santo Domingo de Cádiz

El vitoriano Domingo de Munárriz y el Convento de Santo Domingo de Cádiz

El alavés Domingo de Munárriz es un personaje relevante que guarda una estrecha relación con la ciudad de Cádiz. El capitán y rico comerciante vasco jugó un papel muy destacado en la Flota de Indias y llevó a cabo una importante labor benefactora en la ciudad gaditana. A destacar, su papel en la fundación del Convento de Santo Domingo de la capital, en cuya Iglesia está enterrado.

Bóveda del Convento de Santo Domingo de Cádiz

El alavés de Vitoria Domingo de Munárriz es una figura importante para entender el importante peso y la enorme influencia que ejercieron los marinos y cargadores de Indias vascos y navarros en Cádiz y su provincia a lo largo de los siglos XVII y XVIII; un mundo fascinante, un empeño, una trama social y económica, y un claro ejemplo de integración en la tierra de adopción, vinculada a una empresa de mayor envergadura como fue la Carrera de Indias. Cádiz se convirtió durante un largo periodo en puerta abierta al Atlántico y espectador de excepción de dicha Carrera.

Lápida de Munárriz en el ConventoDomingo de Munárriz es un claro ejemplo del “cargador de fortuna y prestigio y capitán en tiempos en que no hay una clara distinción entre Marina de Guerra y Marina Mercante”, en palabras de José Garmendia Arruebarrena, natural de Zaldivia y gran estudioso de la presencia vasca en Cádiz durante los siglos citados..

Este insigne vasco- gaditano nacido en Vitoria y fallecido en Cádiz un 25 de diciembre de 1.700, es el prototipo del benefactor que dejó una huella y una memoria en su ciudad de residencia en la segunda mitad del siglo XVII. Hijo de Martín de Munárriz y María González de Otaza y Gamboa, este vitoriano soltero y con una gran fortuna fruto de su actividad comercial, dejó un documento testamentario de gran interés histórico que nos permite conocer al día de hoy sus principales actividades benefactoras en la ciudad, así como su última voluntad en relación con su sepultura en el Convento de Santo Domingo de Cádiz por él fundado, dejando escrita la que debía de ser la inscripción en la losa sepulcral y la cual se conserva en el lugar indicado.

Testamento de Munárriz en el Archivo de Cádiz

Hay que destacar tres aspectos importantes en la relación del vitoriano Domingo de Munárriz con Cádiz. 

En primer lugar su patrocinio en la fundación del Convento de Santo Domingo, cuya denominación actual es Convento de Nuestra Señora del Rosario y Santo Domingo, en cuya Iglesia se honra a la Virgen Patrona de la ciudad. Se trata del edificio religioso gaditano con mayor vinculación americana desde el momento de su fundación, dado que tenía por objetivo el alojamiento de los dominicos que iban y venían del otro extremo del Atlántico. Está situado en el límite del casco antiguo y en las proximidades del puerto, en el arranque de la conocida Cuesta de las Calesas.

OLYMPUS DIGITAL CAMERAEs de estilo manierista tardío, con elementos barrocos. Sobresalen del conjunto, además de la Iglesia, el gran patio claustral con columnas de orden toscano de mármol de Carrara y la capilla de la Venerable Orden Tercera. Desde el punto de vista artístico, contiene importantes obras barrocas, en especial el magnífico retablo mayor de mármol de procedencia genovesa, testimonio de la intensa relación comercial y artística entre Cádiz y Génova. En su testamento, nombró al Convento como su único y universal heredero.

En segundo lugar es de destacar su importante labor en relación con el fomento de la educación en Cádiz a finales del siglo XVII. Su contribución en la creación de una fundación cultural en el citado Convento estaba destinada a dotar a la ciudad de un centro de enseñanza donde se impartieran distintas materias “a los pobres naturales de esta ciudad bien inclinados, que no tienen medios con que poder salir a los estudios fuera de su casa”. Las materias impartidas iban desde la retórica y las artes a la gramática o la moral. El Convento llegó a tener gran prestigio en materia educativa a partir de 1.681 y disponía de una gran biblioteca al servicio de su centro de estudios. Actualmente las instalaciones acogen un bonito hotel.

Claustro y Aljibe del Convento de Santo Domingo

Y por último, hay resaltar su importante contribución en la creación y adquisición de la capilla Mayor de la Iglesia y Convento de San Agustín de la capital, Iglesia que está muy vinculada al grupo de comerciantes vascos de la Portada de la Iglesia de San Agustín de Cádizépoca, que desarrollaron su labor comercial y benéfica al calor de las cofradías y hermandades de la ciudad.

No cabe duda de que el conjunto de atributos que definen a Domingo de Munárriz en su estancia gaditana, la generosidad con que dispuso de su fortuna, su contribución a las causas nobles citadas, en especial las relativas a su atención al prójimo en sus necesidades, en unos tiempos en que la miseria abundaba en Cádiz, le señalan como uno de los mejores representantes del universalismo vasco.

Fuentes:

JOSE GARMENDIA ARRUEBARRENA
“La Beneficiencia vasca en Cádiz”. Biblioteca de Temas Gaditanos
“Vascos en Cádiz. Siglos XVII y XVIII”
“Álava en las congregaciones o hermandades vascas fuera de las Provincias”
“Cádiz, los Vascos y la Carrera de Indias”.

HISTORIA DE CÁDIZ. Varios autores. Sílex.

Antxón Urrestarazu Echániz

Obra bajo licencia Creative Commons

Si te ha gustado este reportaje, haz clic abajo, en alguna de tus redes favoritas, para que tus amigos puedan verlo. Gracias.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Seguir

Recibe todas las novedades en tu correo

Únete a otros seguidores